Lavando correctamente la ropa interior femenina

Aunque no lo creas la ropa interior femenina es una de las prendas más delicadas que se puede tener ya que es el que más contacto tiene con el cuerpo y pueden llegar hacer la primera fuente de creación o contaminación de hongos, bacterias, o infecciones.

Un dato importante es que la vagina tiene su propio mecanismo de defensa contra lo microorganismos es por eso que puede ser llegar a ser ácida, aun así aveces no es suficiente y la razón no es más nada que una braga puede estar infectada desde un mal lavado hasta una prenda nueva nunca antes usada. Otro error importante es que suelen meter la ropa íntima en la lavadora y con otro tipo de ropa el cual este puede agarrar bacterias u hongos provenientes  de otro tipo de ropas o este puede desprender sus propias bacterias e infecciones y contaminar al resto de la ropa.

 

Es por eso que venimos a guiarte para que laves de mejor manera estas prendas que debes darle ese cuidado extra que se merecen para cuidarte tanto a ti y tu salud como a tu prenda para que siga sirviendo mucho tiempo más

 

 

Lavado a mano

Es muy recomendado este tipo de lavado  ya que puedes extender la vida útil que este te ofrece y puedes asegurarte en gran parte el lavado correcto para esta prenda delicada

Algunas bragas pueden y es mejor que el lavado se realice con agua fría pero en la mayoría de los casos la recomendación o el deber ser es que lo hagas con agua entre 40 a 60 grados para la eliminación de las bacterias y el cuidado de la tela.

Puede colocar Bicarbonato o un poco de vinagre blanco y dejar remojando un tiempo para quitar cualquier mal olor. Hay que tener cuidado ya que si termine vertiendo una cantidad considerable su prenda puede verse afectada, solo colóquele un poco y espere media hora para que haga su trabajo.

Cuando la prenda en cuestión es blanca un buen consejo puede ser el ponerle agua con sal así evitara que se coloque amarilla luego de un tiempo.

Luego al lavarlo, hazlo con un jabón neutro, procura que sea el mismo que empleas para lavar a diario tu zona genital externa para no alterar tu acidez natural.

Al finalizar el proceso y solo quede el secado, no lo coloques directo con el sol, es mejor colocarlos en un espacio con buena corriente de aire y sombra.

Lavado en lavadora

Si por el contrario el tiempo es escaso en su día a día y no puede dedicarse hacerle el cuidado especial a mano y necesita usar la lavadora entonces hay ciertos consejos los cuales puede ayudarte para aun así hacer un lavado correcto y evitar hongos o bacterias.

Puedes escoger un ciclo de agua fría y quedará con un buen lavado pero si queremos asegurarnos de haber eliminado futuras infecciones es mejor usar un ciclo de agua tibia. Usa jabón en polvo y evita usar los jabones con olores, estos no te favorecen como tu piensas y por el contrario podrías estar entrando en desventaja. Colócale además un ciclo delicado y asegúrate de no lavar las prendas de color con la blanca.

Al momento de secar no uses tu secadora, es mejor colocarlas en un lugar con buena corriente de aire y alejada del sol.

Luego de hacer estos tipos de lavado si vas a seguir usando la lavadora es mejor que realices un ciclo vacío para que laves la lavadora.

Cuando termines de realizar todo el proceso en ambos casos no importa el tipo de lavado que hagas no planches tus bragas y al momento de guardarlas hazlo en un lugar aparte donde solo están ellas.

Como habrás notado, la ropa interior merece cuidados especiales, sobre todo aquellas piezas más delicadas. De todos modos, con estas recomendaciones para lavar la ropa interior y para conservarla sana por mucho tiempo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *